Las últimas tendencias en Dropshipping que debes conocer

La inversión para arrancar un negocio de Dropshipping va de 100 a 500 dólares para tarifas en plataformas de comercio elecrónico y marketing, mientras que los márgenes de beneficio promedio oscilarán entre 15 y 20% del precio de venta de cada artículo, de acuerdo con Small Business.

Como lo expusimos previamente en nuestro newsletter especial sobre Dropshipping, el valor estimado de mercado de este modelo de negocio durante la pandemia fue de 128,6 mil mdd a nivel mundial y se pronostica que su valor entre 2021 y 2026 aumentará a 476,1 mil mdd. Además, 23% de las transacciones en línea durante la segunda mitad de 2020 estuvieron relacionadas con el envío directo y sin mediador, lo que ascendió a 85.1 mil mdd.

¿Qué tipo de productos son los que más se venden?

De acuerdo con Cloudways, el éxito del Dropshipping consiste en vender productos accesibles, atractivos o “rarezas”, aunque no necesariamente útiles y de primera necesidad, sino que generen una compra impulsiva, con anuncios atractivos en redes sociales y sugiere que sus precios sean menores a 15 dólares y entre los productos más vendidos son:

  • Herramientas eléctricas
  • Suministros tecnológicos
  • Estilo de vida
  • Salud y belleza
  • Gadgets y accesorios
  • Ejercicio y actividades físicas

¿Cómo detectar qué productos Dropshipping vender?

Un análisis de Autods sostiene que la mayoría de las mercancías Dropshipping que más se venden son productos de temporada y lo recomendable es que se promocionen y vendan antes de que “llegue la temporada”, es decir, productos de nicho y de tendencias. Para ello, es indispensable analizar constantemente las tendencias de los productos más vendidos en el año. Algunas otras sugerencias son:

  • Buscar productos que no puedas encontrar fácilmente vendiendo en otros lugares.
  • Trata de encontrar un producto que resuelva un problema cotidiano.
  • Asegúrate de que tus productos no tengan restricciones del marketplace o que existan recomendaciones sobre su consumo. 
  • Lo recomendable es apuntar al “factor sorpresa” en la promoción, venta, ofertas, pautas, entre otras herramientas digitales.  

Deja un comentario